17/6/17

Poema de Daniel Reyes

  
Despojos.

Este lenguaje de uñas
que florece como tinta de mar
a los costados de mis ojos
ojos sin párpados
párpados sin ojos.

Los dedos se mutilan de a uno
de a nueve
en un remolino de voces.

Mi ombligo dejó en la noche
un submundo oscuro de espejos dilatados
sobre las sabanas.

Todo me huele a otoño
y el agujero negro de mi boca
se traga todo mi ser
en un segundo de luna.


© Daniel Reyes

1 comentarios:

Anonymous jorge pablo moreno ha dicho...

Nocturno, y profundo en su noche doliente.

26 de junio de 2017, 5:03  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal